Artículos Técnicos

Tecnologías Híbridas, El Presente del Recobro Mejorado De Vapor

Por 19 de agosto de 2021septiembre 20th, 2021Sin comentarios
las Tecnologías Híbridas

Las tecnologías híbridas están enfocadas en la optimización del esquema de inyección, las tasas de inyección de los gases y las facilidades de superficie necesarias para el almacenamiento y tratamiento de los gases a la salida del generador.

Durante la implementación y desarrollo de proyectos de inyección de vapor, es común enfrentar problemas como canalización, overriding y producción de gases ácidos . La presencia e intensidad de estas problemáticas , es asociada a los siguientes tres factores:

  1. Variación drástica de permeabilidades.
  2. La diferencia de densidades entre los fluidos del yacimiento y los fluidos inyectados.
  3. La ocurrencia de reacciones químicas entre los hidrocarburos y el vapor.

Aún así,  la inyección conjunta de aditivos con el vapor ha consolidado el concepto de tecnologías híbridas con la finalidad de contrarrestar el efecto de estos obstáculos o darles una nueva perspectiva. En líneas generales, las tecnologías híbridas en situaciones de emergencia, permiten extender la vida útil de los proyectos EOR.

El uso de las tecnologías desarrolladas: impactos y desafíos

Para empezar, es importante destacar que parte de los problemas previamente mencionados pueden ser mitigados mediante la mejora de la eficiencia de barrido y propagación del vapor. Con base en esto, según estudios, la inyección de aditivos como espumas y geles poliméricos generan efectos como el bloqueo de zonas con permeabilidad preferencial, la reducción de la movilidad del vapor, el incremento del barrido y la reducción de las pérdidas de calor. Además, dicho agente químico puede inyectarse de forma preformada o su formación puede darse in situ.

Por otra parte, los principales retos respecto a este tipo de tecnologías se encuentran asociados a la degradación térmica y química que puede afrontar el agente de bloqueo durante el proceso. El desarrollo de materiales resistentes a las condiciones típicas de operación es uno de los principales focos de investigación.

En su defecto, la generación de vapor mediante equipos convencionales produce una cantidad considerable de gases de combustión. Pero, con el fin de disminuir dichas emisiones a la atmósfera mientras simultáneamente se aprovechan sus beneficios a nivel de yacimiento, la inyección de nitrógeno y dióxido de carbono junto con el vapor saturado representa una posible ventaja de la utilización de los procesos híbridos.

Beneficios de los gases en los yacimientos

La presencia de gases en el medio poroso brinda una fuente de presurización adicional, generando así una mayor expansión de la cámara de vapor, el incremento y aceleración de la producción de hidrocarburos  y la disminución del corte de agua.

Si por otro lado, profundizamos en su capacidad para modificar las propiedades del crudo, la inyección de solventes y catalizadores producen una mejora in situ de los hidrocarburos presentes en el medio poroso. Esto se debe a que se diluyen en la fase oleica, mejorando su movilidad mediante la reducción de la viscosidad y disminuyendo el volumen de vapor requerido para la recuperación.

En contraste, los catalizadores alteran los efectos de las reacciones de acuatermólisis, inhibiendo la producción de ácido sulfhídrico y dióxido de carbono, y promoviendo la formación de hidrocarburos de menor peso molecular. De esta manera, este proceso permite no solo generar un incremento en la producción sino a su vez producir un crudo con un mayor valor comercial. 

Para finalizar, las tecnologías mencionadas permiten prolongar la vida de proyectos de recuperación térmica, dando valor agregado a residuos como los gases de efecto invernadero e incentivando el concepto actual de modelos de economía circular.

Puedes descargar el artículo completo aquí

    Déjanos tu correo electrónico para descargar el artículo